Como era de esperar, el cólera resurge después de Mathew

 

cyclone_matthew-_loop-haiti_by_vladjimir_legagneur-76LOOPHAITI, 11 de octubre de 2016 – Alrededor de una semana después del paso del huracán Matthew sobre Haití, la epidemia del cólera reapareció en los departamentos del gran sur del país; los más afectados por Matthew.

En una conferencia de prensa el día 10 de octubre de 2016, Donald Francis, coordinador nacional de la lucha contra la epidemia de cólera en el Ministerio de Salud Pública y Población, dijo que unas 20 personas ya han muerto por el recrudecimiento de la epidemia en los departamentos más afectados por el huracán Matthew. Diecisiete (17) murieron en el departamento meridional y tres (3) en la Grande Anse. Sigue leyendo

El agua potable en Puerto Príncipe requeriría cerca de mil millones de dólares

g-16996Puerto Príncipe, Haiti Libre, 27 marzo 2016

En ocasión del Día Mundial del Agua (22 marzo), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en colaboración con la Agencia Española de Cooperación Internacional y Desarrollo (AECID 65 millones) y la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP 6,6 millones), anunció la disponibilidad para Haití de $ 160 millones de dólares para contribuir a la lucha contra la falta de acceso a agua potable en el país.

Una ayuda sin duda apreciada, pero no lo suficiente para poner fin a la falta de acceso al agua potable en Puerto Príncipe según Benito Dumay, Director General de la Dirección Nacional de Agua Potable y Saneamiento ( DINEPA), quien dijo que la capacidad diaria actual de abastecimiento de agua para la capital es de 100.000 m3, mientras que la necesidad supera los 300.000 m3. Sigue leyendo

Flint y Haití: Historia de dos ríos, historia de dos crímenes

 

Sábado 20 de febrero de 2016 – Victoria Koski-Karell, Truthout | Op-Ed

Nos abrimos paso por el despeñadero de los meandros del río, más grande de Haití: Artibonite. Mis amigos me advirtieron acerca de las corrientes fuertes, y también sobre los espíritus peligrosos que se esconden debajo de la superficie en las partes profundas, esperando para arrastrar a cualquier nadador caprichoso en sus oscuras profundidades. Me quedé cerca de la orilla, sentada en las rocas o flotando en el agua como los que se bañaban, jugaban y lavaban la ropa. En medio de la risa, me acordé de que el río tiene otras presencias mortales. Sigue leyendo