Destacan en ONU actuales desafíos en materia de seguridad en Haití

g-27951Naciones Unidas, 15 oct (Prensa Latina) El jefe de operaciones de mantenimiento de paz de la ONU, Jean-Pierre Lacroix, aseguró hoy que el contexto actual no es el ideal para poner fin a la presencia de su equipo en Haití.

Pero el cierre de la Misión de Naciones Unidas para Apoyar la Justicia en Haití (Minujusth) no significa que el organismo multilateral se va de ese país caribeño, ahora el apoyo será de otra forma, dijo al Consejo de Seguridad.

Mañana comienza su trabajo la Oficina Integrada de Naciones Unidas en Haití (Binuh, por su siglas en inglés), lo cual representa el nuevo compromiso de la ONU allí, agregó.

Todo esto se desarrolla justo cuando en la nación caribeña se deteriora la situación de seguridad, detalló Lacroix, los sectores de la oposición exigen cambios y algunos actores incitan a la violencia para lograr esas transformaciones.

La crisis política afecta a todos los sectores y la inestabilidad paraliza la vida cotidiana, señaló el representante de la ONU.

Por ello, abogó por un diálogo nacional inclusivo entre todos los actores políticos, con el fin de resolver las diferencias por vías pacíficas.

Sectores de oposición han puesto como condición para esas conversaciones la renuncia del presidente Jovenel Moïse, a quienes acusan de estar implicado en supuesta malversación de fondos públicos, según un reporte del Tribunal de Cuentas, además de exacerbar la crisis económica del país.

A juicio de Lacroix, solo el compromiso con el diálogo y el rechazo a la violencia puede trazar el camino hacia una solución que permita tratar las causas de la inestabilidad.

La retórica del odio y la incitación a la violencia es muy preocupante en estos momentos en Haití, recalcó. Además, muchos hospitales y servicios de emergencia funcionan de manera limitada ante la falta de recursos.

El representante de la ONU habló también de los resultados que logró la Minujusth y cómo la Binuh representa el nuevo compromiso de Naciones Unidas con la seguridad en Haití.

Cumpliendo con una resolución del Consejo de Seguridad, en 2004 se instauró la Misión de Estabilización en Haití (Minustah), dirigida a lidiar con el escenario de inestabilidad, violencia política, impunidad y proliferación de la delincuencia.

Luego, en 2017 se estableció la Minujusth, que intentaba desarrollar un enfoque novedoso sobre el terreno, dirigido a fortalecer el estado de derecho en las instituciones.

Tanto la Minustah como la Minujusth recibieron numerosas críticas. Uno de los temas que ocasionó gran polémica fue la introducción del cólera en 2010, por negligencia de algunos miembros de las fuerzas de mantenimiento de paz.

En el mandato de la Minustah se registraron, además, varios reportes de abusos sexuales por parte de los cascos azules.

Ahora, los miembros del Consejo de Seguridad expresaron gran inquietud por las fuertes tensiones políticas que atraviesa Haití, así como su persistente fragilidad institucional.

Del mismo modo, se deteriora la situación económica y existe el peligro de la inseguridad alimentaria.

En tanto, los haitianos que protestan en las calles piden un cambio de sistema que vele por los intereses de las mayorías, y atienda urgencias graves como inseguridad, desempleo, acceso a salud y educación, entre otros reclamos.

jha/ifb

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s