Organizaciones de derechos humanos rechazan injerencia antidemocrática de la ONU

Puerto Príncipe, 4 de febrero de 2021

Sra. Helen Meagher La Lime

Representante del Secretario General de las Naciones Unidas en Haití

S           /          D

CARTA ABIERTA

Señora representante del Secretario General

Las organizaciones firmantes de esta correspondencia han tomado nota del comunicado de prensa del 27 de enero de 2021 en el que se confirma la firma de un contrato por el que las Naciones Unidas se proponen prestar asistencia técnica, operativa y logística al proceso electoral antidemocrático iniciado por la administración Moïse/Jouthe.

Y, por considerar que se trata de un acto contrario al mandato de la Oficina Integrada de las Naciones Unidas en Haití (BINUH) de fortalecer las instituciones y procesos del Estado de Derecho, tal y como se recoge en la resolución 2476, las organizaciones firmantes de esta correspondencia desean llamar su atención sobre las siguientes consideraciones:

1.         Sobre la irregularidad del proceso electoral

El actual Consejo Electoral Provisional (CEP) fue creado el 18 de septiembre de 2020 en violación del artículo 289 de la Constitución haitiana en vigor, con la misión adicional de cambiarlo por referéndum, lo que está prohibido por el artículo 284-3. Además, esta CEP no prestó juramento ante el Tribunal de Casación, una formalidad impuesta por los artículos 194-2 de la Constitución y 241 del Decreto Electoral de 2 de marzo de 2015.

Es más, debido a estas numerosas irregularidades, el 28 de septiembre de 2020, el Tribunal Superior de Cuentas y de lo Contencioso Administrativo (CSCCA) recordó a las instituciones su obligación de cumplir con los requisitos constitucionales y legales. Y, tras este memorándum, no se expidió sobre ninguno de los numerosos contratos relativos a esta CEP, relacionados, entre otras cosas, con las elecciones y la organización del referéndum.

Por lo tanto, es sorprendente que la BINUH apoye este proceso de aniquilación de las conquistas democráticas del pueblo haitiano.

2.         Sobre la dislocación del proceso del Estado de Derecho.

El presidente Jovenel Moïse ha optado por no celebrar elecciones en 2017 y 2019 para la Cámara de Diputados y dos tercios (2/3) del Senado. En consecuencia, desde el 13 de enero de 2020, el Parlamento haitiano es disfuncional. En consecuencia, el Presidente MOÏSE se ha erigido en el amo de la República, violando en particular los artículos 85 y 150 de la Constitución al acabar con los límites de su poder.

Sólo para el año 2020, adoptó cuarenta y un (41) decretos y ciento veinte (120) órdenes, desmantelando las bases del Estado de Derecho y el arsenal jurídico haitiano. Entre estos instrumentos ilegales se encuentran: el decreto del 24 de junio de 2020 sobre el nuevo Código Penal, el decreto del 5 de enero de 2021 que faculta al denostado CEP a celebrar un referéndum constitucional y que prorroga por dos (2) meses el mandato de la Comisión Consultiva instalada el 30 de octubre de 2020 para la elaboración del proyecto de Constitución, el decreto del 26 de noviembre de 2020 que crea la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI), etc. 

La BINUH ha guardado silencio sobre estos numerosos excesos del gobierno de Jovenel MOÏSE, asegurando así su apoyo indefectible.

3.         Sobre la situación de la seguridad en el país y las masacres en los barrios desfavorecidos

La situación de la seguridad en el país sigue siendo preocupante. Desde 2020, bandas armadas pertenecientes a la coalición G-9 y Familia y aliados, que gozan de la protección de las autoridades, se dedican al secuestro. Todos los días se registran casos espectaculares. Las mujeres y niñas secuestradas son violadas, mutiladas y asesinadas en su mayoría.

Asimismo, se han perpetrado varias masacres y ataques armados en barrios desfavorecidos, especialmente en La Saline, Cité Soleil, Bel-Air, Carrefour-Feuilles y Martissant, que han causado cientos de muertos.

La BINUH ha sido muy complaciente con el Gobierno implicado en estas violaciones.

4.         Sobre el fin del mandato constitucional presidencial

El mandato constitucional del Presidente Jovenel MOÏSE expira el 7 de febrero de 2021, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 134 de la Constitución y el artículo 239 del Decreto Electoral de 2 de marzo de 2015. La gran mayoría de la población haitiana exige que el Presidente cumpla estrictamente la Constitución.

Y, si por una vez las Naciones Unidas se pusieran del lado de las demandas del pueblo, el Presidente dejaría de creer que tiene latitud para violar constantemente esta Constitución, que ha jurado respetar al pie de la letra.

Señora representante del Secretario General,

Las organizaciones firmantes de esta correspondencia le recuerdan que, desde su llegada al poder, el presidente Jovenel MOÏSE ha avasallado las instituciones republicanas, ha creado un clima de terror en el país y ha desmantelado el arsenal jurídico. Hoy quiere cambiar la Constitución del país, a pocos días de terminar su mandato.

Sin embargo, las violaciones de los derechos humanos se intensifican. El país se ha gangsterizado bajo la atenta mirada de las Naciones Unidas, cuya misión es promover los derechos humanos, el Estado de Derecho y consolidar las instituciones. 

Por ello, ante la situación general del país descrita anteriormente, las Naciones Unidas no deberían apoyar en modo alguno al Presidente Jovenel MOÏSE en sus planes antidemocráticos, pues no está de más recordarle, Señora, que el fortalecimiento del Estado de Derecho pasa inevitablemente por el respeto a la Constitución.

1.         Centro de Análisis e Investigación de los Derechos Humanos (CARDH)

2.         Comisión Episcopal Nacional de Justicia y Paz (CE-JILAP)

3.         Consejo Haitiano de Actores No Estatales (CONHANE)

4.         Centro de Investigación y Formación Económica y Social para el Desarrollo (CRESFED) 

5.         Agrupación Contra la Corrupción (ECC)

6.         Kay Fanm

7.         Nou Pap Dòmi (NDP)

8.         Plataforma de Organizaciones de Derechos Humanos de Haití (POHDH)

9.         Programa de Justicia Alternativa (AJP)

10.       Red Nacional de Defensa de los Derechos Humanos (RNDDH)

11.       Sant Karl Levêque (SKL)

12.       Solidaridad Mujer Haitiana (SOFA)

Texto recibido de sus autores. Traducción Diálogo 2000, para https://haitinominustah.info

Puede descargarse el original en francés, aquí:

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s